Archivo Histórico: Documentos

Partido Socialista Popular

Documentos PSP

Campamento nacional de la juventud del PSP en Pehuen-Co

Queridas compañeras y compañeros: Yo quiero decirles algunas cosas que son de la vida diaria y no quería dejar de puntualizar otras que creo importantes.

La construcción de la ALIANZA exterioriza un cambio muy importante en el país. si de esto no nos hacemos carne, si de esto no tomamos conciencia, no podemos defender y trabajar, para la consolidación y el desarrollo de la Alianza. La conducción de la UCR para sobrevivir en el '94 se sumó al proyecto de reelección del régimen. En el '97, para no quedar tercero en grandes distritos de la Provincia de Buenos Aires, se sumó al FREPASO, en contra del régimen. Esta realidad fue determinada por el crecimiento del FREPASO, por su visión dinámica, por parte de una conducción nacional cuyo referente es el diputado Chacha Álvarez, que determinó la presencia de Graciela Fernández Meijide en la Provincia de Buenos Aires y el primer apoyo orgánico a esta presentación fue la del Socialismo Popular. Desde ese momento se modifican las perspectivas y los vaticinios para las elecciones de octubre; hasta ese momento el debate en el país era quién salía segundo. ¿Quién gana: el FREPASO o el Duhaldismo? En este ambiente de crecimiento de la posibilidad del FREPASO, se concreta la ALIANZA.

En el seno del FREPASO, desde hacía más de un año, el PSP venía planteando la necesidad y la concreción de la ALlANZA, para enfrentar y derrotar al régimen.

Esta postura, teóricamente correcta, no era sencillo llevarla a la práctica, ni dentro del partido, ni fuera. Todos planteaban argumentos supuestamente sólidos. ¿Cómo? ¿Con quiénes firmaron el Pacto de Olivos? ¡Con los radicales! ¡Perderemos la identidad! ¡Sacaremos más votos solos porque los peronistas no nos van a votar si vamos con los radicales! ¡Solos cada uno sacaremos más y después nos uniremos en el '99! ¡No se puede orientar todo, sólo para ganar las elecciones porque, si ganamos, qué hacemos después! ¡No podemos defraudar a la gente una vez más! ¡No podemos ir con la Franja' - se escuchaba por ahí. Largo era el rosario de apreciaciones erradas de la realidad, de confusiones ideológicas. Dentro del Partido, dentro del FREPASO y de la UCR.

El partido planteó con claridad y firmeza su postura de suma de todos los sectores de la oposición al régimen, para derrotar a este último. Pero, instalado por su Secretario General, no se limitó al planteo de la ALIANZA, de la suma y a darse por cumplido. Vencidos los supuestos plazos, dadas por fracasadas las conversaciones, el PSP continuó con su prédica de "Sumar para Construir" y nuestro Secretario General, con gran coraje cívico, lo continuó planteando en los altos niveles y lo digo con conocimiento del caso, con gran coraje. Y digo con gran coraje cívico porque en determinados momentos, la concreción de la ALIANZA pasaba por renunciamientos a candidaturas, y esto no resulta demasiado simpático la mayoría de las veces.

Recapitulando. El crecimiento del FREPASO y su conducción acertada, el planteo de la unidad y su correcta insistencia permitieron crear la herramienta, la suma, que posibilitó expresar positivamente la condena de la mayoría del pueblo, ya fuese por acción u omisión, su condena al régimen rapaz, falaz y descreído. Rapaz por su quehacer sin transparencia alguna en los grandes negocios y acuerdos de privatizaciones de ayer, como aeropuertos, medios y documentación de hoy. Falaz porque no ha emitido en toda su existencia una idea o propuesta trascendente para la acción de los argentinos y descreído porque descree de la Identidad Nacional, de la capacidad de nuestro pueblo y de la validez de nuestras instituciones.

La concreción de la ALIANZA ha cambiado al país; una realidad que iba encaminada a transformarse en lo peor de la realidad de Colombia, sin perspectiva de cambio, sin esperanza, donde las elecciones del '95 parecieron consagrar un estado de cosas en el que, cuando peor se estaba, el régimen recibía mayor adhesión. La fatalidad reinaba después del '95, los brazos se bajaban. Hoy existe una esperanza, hoy los brazos se levantan. Estamos en otro país. Existe en él la posibilidad de un cambio en el '99. Esto es muy importante. El agua estancada se pudre; cuando circula se abren otras posibilidades. Hay una gran diferencia entre una persona con posibilidades de vida y otra sin posibilidades d? vida. Hay una gran diferencia, así tenga cataratas o tuberculosis. Y esto es lo que existe hoy en la Argentina, que no existía antes de constituirse la Alianza, Algo con posibilidades es muy diferente a algo sin posibilidades.

Digo esto, porque es fundamental que todo joven del PSP tenga muy en claro todo el beneficio que produjo la ALIANZA en el país, y el rol que tuvo el PSP y su dirección en la construcción de la misma.

Es necesario valorarla para defenderla y seguir construyéndola por abajo. Con metodología militante, casa por casa.

Quien estuvo con la ALIANZA primero o de lt1tima, no interesa. Hoy nuestra jerarquía no es ser jueces del pasado, sino albañiles del futuro.

Para ello, primero hay que tener en cuenta dos cosas. En primer lugar, la ALIANZA es más importante que todas las cuestiones de candidaturas. Segundo, la candidatura de Graciela Fernández Meijide a la Presidencia de la Nación, es una candidatura del FREPASO y no de ninguna fuerza en particular.

Pero esto no se decreta, se construye y para eso hay que trabajar con mucha militancia y con inteligencia. Si el FREPASO organiza y conduce la campaña con amplitud orgánica, en castellano, con participación de todos, Graciela puede ganar por sobre todas las estructuras, como se ganó en Provincia de Buenos Aires.

Esto sería importante para la Argentina, para nuestro país, para nuestros futuros jóvenes, superar la sucesión, superar la retroalimentación entre el PJ y la UCR; nos conduciría a otro país que superaría el círculo vicioso que viene imperando hasta el presente. Es crear nuevos escenarios para la lucha por la independencia nacional y la solidaridad. Fortalecer la ALIANZA, fortalecer el FREPASO, concretar el Partido Socialista Único y fortalecer el PSP, son nuestros objetivos. ¿Por dónde comenzaremos? Por cada militante, militando más y capacitándose más, porque de lo contrario, nadie puede aportar mucho para afianza nuestras organizaciones partidarias, para construir la Unidad Socialista y para fortalecer el FREPASO y la ALIANZA.

Hoy hay que estudiar más que nunca porque lo exige la realidad; hay en el mundo una nueva realidad que debemos estudiarla, que debemos conocerla y debemos crear caminos, tácticas, programas que nos permitan concretar las banderas de siempre del Socialismo, de la solidaridad y la igualdad pero en un nuevo mundo. No podemos aplicar recetas viejas en un mundo nuevo, no se ajustan, no pueden insertarse, no pueden articularse, tenemos que tener el conocimiento que nos permita crear recetas nuevas para hacer posibles nuestras viejas banderas, que no arriamos, de independencia nacional y de solidaridad. Hoy casualmente comentábamos con el compañero Secretario General, que se cumplió hace pocos días un aniversario del Museo Británico. Este Museo, que fue creado en los finales del 1700, tenía lo más valioso en su biblioteca, y el estudioso más constante, más insistente, más regular, que se recuerda en la Biblioteca del Museo Británico fue Carlos Marx; que tenía ya una silla, la número 12, en la fila K, donde llegaba a las 9 de la mañana y se iba a las 6 de la tarde. Ahí estudiaron también durante mucho tiempo Darwin y Gandhi.

Hoy estamos frente a un nuevo mundo que exige nuevos caminos y estos caminos no pueden improvisarse, estos caminos deben ser científicos como siempre los ha propuesto el Socialismo, y la ciencia nace del estudio de la realidad, de las reglas de los fenómenos de la realidad y debemos estudiar nuevos fenómenos para comprender la realidad y dar nuevas soluciones para salvar a la gente. Si nos quedamos predicando las respuestas de principio de siglo, quedamos al margen de la historia, porque estamos en otro mundo, entonces esta es la responsabilidad hoy mé3.s que nunca de la juventud, de capacitarse, ¿Cómo? Sacrificándose, nunca ha habido una capacitación sin sacrificios y como leía sobre educación, pensar que la educación es un juego, pensar que se aprende jugando, es un terrible error, se aprende con esfuerzo, no jugando. Jugando se juega, con esfuerzo se aprende y se construye un método, un conocimiento, no hay otro camino que no sea el esfuerzo. Duró mucho la moda de emplear el juego símil de enseñanza, que los niños aprendían jugando; en realidad, aprenden muy poco jugando, aprenden una superficialidad, aprenden hábitos sin razonamientos, sin inserción en sus conocimientos, en su raciocinio. Se aprende con esfuerzo, con estudio, el estudio no es un juego y esto lo hemos asumido. Solamente quitándole horas al descanso o a otro tipo de esparcimiento podemos capacitamos, no hay milagros, ni hay atajos en este camino, ni en ningún otro camino.

Para poder trabajar hoy en la Argentina positivamente por la independencia nacional y la solidaridad es necesario comprender y asumir la importancia de la ALIANZA, como construcción política, para superar lo negativo de la realidad, esta realidad de FARANDULA. Esta realidad vergonzante, en la que tenemos a un presidente planteando que está proscripto, porque la Constitución no le permite la re¬ reelección. No puede decir el presidente semejante zapallazo de la Constitución porque degrada todo. Porque ustedes se ríen y se ríe el país. Y el país se ríe de )a constitución, y el país se ríe de la Ley, y el país se ríe del Estado de Derecho, y todo vale y todo sirve. Así, nosotros tenemos que todos los jóvenes menores de 18 años están proscriptos porque no pueden votar, todos los menores de 25 años están proscriptos porque no pueden ser Diputados, todo menores de 18 años está proscripto porque no puede ser Senador, todos los que no son abogados están proscriptos porque no pueden ser miembro de la Corte Suprema. Esto es un zapallazo total. Son reglamentaciones, pero de cosa tan serie como es la Constitución Nacional, no puede la máxima autoridad del país vivir diciendo zapallazos. Porque este es el gobierno de la farándula. Entonces, para modificar esto tenemos que jerarquizar nuestro trabajo en la ALlANZA.

Al concretarse la ALIANZA, cada opositor al régimen se encontró a sí mismo. Muchos argentinos al constituirse la ALIANZA recobraron políticamente su razón de ser, volvían a ser actores en una obra de donde se creían ya total y absolutamente excluidos; la existencia de la ALIANZA les devolvió la posibilidad de ser protagonistas; habían superado un tiempo oscuro en el que no sabían qué hacer o cómo oponerse eficazmente al régimen, habían superado su impotencia, su insatisfacción frente a la realidad y frente a sí mismos por no tener un camino válido.

Después de muchos años cada opositor se sintió protagonista de un rol capaz de modificar la realidad; nos habíamos transformado en retadores, habíamos asumido la iniciativa y comenzamos a crear, desde la ALIANZA y en octubre, un nuevo espacio público, una nueva realidad pública, donde puede aparecer una alternativa real y positiva a la actual situación de degradación y de desintegración nacional. Habíamos aportado una cuota de racionalidad, creamos un nuevo escenario donde superar la realidad, y este es el aporte político que se está creando día a día en América Latina.

Hace muchos años, fue quizás el inicio contemporáneo, el Frente Amplio de Uruguay. La Concertación de los partidos democráticos de Chile que permitió que los socialistas caminaran conjuntamente con aquella Democracia Cristiana tan exagerada e inoportunamente crítica muchas veces de Salvador Allende. Qué absurdas posiciones tuvo Eduardo Frei, el padre del actual presidente. Sin embargo por sobre miles de muertos y torturados por ese drama de Chile, los socialistas comprendieron que la forma de terminar o de comenzar a terminar con la dictadura de la "hiena del Pacífico" era con la Concertación, con la suma de esfuerzos. Así ganamos el plebiscito, donde muchos fuimos testigos como observadores internacionales de todos los partidos políticos de América Latina y del mundo. Y así se ganaron las elecciones con una, Constitución atada, con una Constitución con figuras repelentes como los Senadores Vitalicios, como los Senadores Designados, pero así se fue saliendo de donde se estaba, no había otra posibilidad.

Y el que no está con la posibilidad real, está en contra de la posibilidad. Así lamentablemente es la historia. Y de la historia tenemos que aprender para no equivocamos, porque cuesta muy caro equivocarse en la historia. Para los socialistas de Alemania, de la República de Weimar, de tremendo contenido social allá por el 18 no había nada peor que un comunista. Para un comunista alemán no había nada peor que un socialista. Conclusión: Hitler dejó 60 millones de muertos en el mundo. Tenemos que estudiar la historia para comprender la realidad.

Hoy en Chile existen graves dificultades para obtener una mejor postura de la Concertación en el Senado. El Partido Comunista está contra la Concertación. ¿A favor de qué? ¿Haciendo el juego de qué?

La política no es una religión. La política es un accionar científico para mejorar la realidad, de acuerdo con las posibilidades de esa realidad, en este tiempo, en un país determinado. Lo que no sirve para eso no es política. Lo que no sirve para mejorar lo que tenemos es contrarrevolucionario. Esta es la realidad por la cual hemos pagado mucha sangre, muchas víctimas, mucho retroceso que nos costará décadas poder volver a reconstruir.

Entonces el pensamiento ha avanzado en América Latina. Se ha construido la Alianza en Paraguay. Después de 70 años, según aludía también el compañero Giustiniani, se ha constituido una Alianza en México que permitió arrebatarle al PRI la conducción de la Cámara de Diputados. Y también después de 70 años pudo ganar el PRD las elecciones del Distrito Federal, llevando a la gobernación a Cárdenas. Y también se ha realizado en estos días lo que parecía imposible, para quienes no conocen, la propuesta de una gran Alianza en Brasil para ganar y evitar la reelección de los agentes del conservadurismo en el Brasil. Lula, el máximo referente del Partido de los Trabajadores, se reunió hace dos o tres días con la conducción del Partido del Centro del Brasil para decirle: si ustedes enfrentan al régimen, si ustedes se enfrentan a la reelección, nosotros apoyamos vuestra candidatura. Este dirigente gremial, superando el permanente accionar y hostigamiento de grupos marginales en el seno de su propio partido, da esta batalla que es una lección. No pide ir segundo, no pide el compañero Leonel Brizola del PTD ir al Senado, ir a esto o ir a aquello. Si se evita la reelección del Conservadurismo ellos ceden su candidatura y se abre un nuevo campo en Brasil.

Entonces una cultura política superior, mejor, más inteligente, más capaz va avanzando por América Latina en estos momentos y hay que apuntalarla, porque esto no se puede sustentar simplemente con buena voluntad y con chispazos de aciertos. Esto es necesario apuntalarlo muy sólidamente y hay que estudiar estas nuevas experiencias de sumas.

Pero esta experiencia no la valoramos. Como se escucha hablar permanentemente: bueno, se ganó, pero ahora en el '99 qué hacemos, qué programa vamos a tener, yo quiero saber qué van a hacer en el gobierno en el '99. Yo lo que quiero saber es cómo no morimos en el '99. Cómo ganamos en el '99. Después veremos que hacemos. Si hay un moribundo que hay que sacarle una bala del cerebro, lo urgente es sacarle la bala del cerebro para que no se muera. Y sería un analfabeto el cirujano que diga: bueno, esperen, cómo quedará cuando le saquemos la bala, vamos a ver quién le enseñará a caminar, porque éste va a quedar paralítico. Y nos ponemos a discutir con el tipo, con la bala en el cerebro, quién le va a enseñar a caminar después. Y este sería un bruto, no? Y políticamente esto lo escuchamos todos los días. Y en esto los socialistas no podemos estar. Tenemos que estar en otro camino. Porque si la experiencia no la valoramos, no la amarramos a nuestra realidad cotidiana, el logro de octubre se esfuma, se pierde en el espacio y en el tiempo.

Cada día debe construirse la tradición de la ALIANZA, la tradición que selecciona y denomina, que transmite y preserva, que indica cuáles son los hechos positivos y su valor. Sin tradición no existe una continuidad voluntaria en e! tiempo, sin tradición no existe para el hombre pasado ni futuro.

El hecho nuevo, la ALIANZA, se pierde si ninguna tradición previó su, aparición y su continuación en el tiempo. Ayer nosotros previmos su aparición, hoy tenemos la responsabilidad de prever su realidad, su desarrollo.

La nueva situación, la ALIANZA, puede perderse en el olvido, su significado y su valor inicial, por el fallo de la memoria de lo que este país antes, sin esperanza, con los brazos caídos. Si la propia gente, los actores humanos se olvidan y jerarquizan otras cosas, si nos ponemos a jerarquizar candidaturas, camisetas, etc., la ALIANZA se desgasta, decae y puede perderse. Porque un nuevo concepto se halla muy desvalido fuera de la estructura de referencia, preestablecida, inconexa del pasado y del futuro.

Si la ALIANZA se desarrolla, en cantidad y calidad, si deja de ser el objetivo principal del trabajo político de la oposición, y es reemplazado. por confrontaciones de preeminencias internas, la ALIANZA se debilitará peligrosa y preocupante ..

Sin comprender el significado de la ALIANZA, la misma no puede recordarse. Sin recordar, sin comprender ustedes, no pueden transmitir a otros el valor y lo positivo de la ALIANZA.

Debemos siempre unir la realidad y el pensamiento, la realidad sin pensamiento es opaca, incomprensible. El pensamiento desvinculado de la realidad; puede convertirse en algo sin significado alguno o repetir las viejas verdades, despojadas de toda relevancia concreta.

Hay que' tener memoria del panorama anterior a octubre de 1997, porque toda vez que el pasado deja arrojar su luz sobre el futuro, a mente del hombre vaga en la oscuridad. La tarea de la mente es entender lo que ocurrió y esta comprensión es la forma en que el hombre se reconcilia con la realidad.

Los argentinos con la ALIANZA volvimos a recrear a través de la política un espacio público.

Debemos continuar siendo protagonistas de ese espacio público. Si renunciamos a él volvemos al oscuro, gris, opaco, intrascendente de lo privado a donde) huimos cuando no vemos perspectivas en el escenario público.

Por eso compañeros este es el desafío de hoy, esta es nuestra obligación. Como dijo el compañero Rubén, este año se conmemora un importante aniversario, el 80 Aniversario de la Reforma Universitaria. Tendríamos que tratar, compañeros uruguayos, que este 15 de junio fuese una fecha que se conmemorase en toda la América Latina. Por lo menos en las principales capitales donde tuvieron lugar los acontecimientos más importantes de la Reforma Universitaria en nuestro continente. A través de la conmemoración de! 80 aniversario, tenemos que dar una gran debate que nos estamos debiendo. Un debate sobre la educación y el contenido de la educación en nuestro tiempo. Un debate sobre el valor de la identidad. Un valor sobre el valor de la tradición. Volver a comprender lo que nos enseñó Mariátegui, el sentido de la liberación que tiene para los pueblos del tercer mundo el concepto de nación, y comprender que la nación se construye en el niño cada día. El niño no nace con la nación. La nación se construye en el niño de cada día.

y comprender así mismo que ante la educación tenemos dos obligaciones, que pueden parecer contradictorias pero que debemos articularlas en una educación superadora: primero, posibilitar que las nuevas generaciones puedan construir un nuevo mundo y que las nuevas generaciones sepan respetar y valorar lo positivo de lo construido por la humanidad a través de la historia.

Agregados al final (para completar)

Lo público es lo trascendente, lo privado lo guía lo mediático (mediocridad)

Este año es muy importante .

Como se crece, hoy, el que comprende más la realidad, el que trabaja más por la ALIANZA.

 


Centro dedicado al conocimiento, formación y difusión del Pensamiento Socialista.

Dorrego 717, Rosario.
Te. +54 0341 4474931

Visitantes Online

Hay 279 invitados y ningún miembro en línea

Subscribete

Suscríbete a nuestro canal de noticias, eventos y actividades.

Copyright © 2018 Fundación ESTÉVEZ BOERO.

Buscar

+54 341 4474931 Dorrego 717, Rosario, Arg.