Archivo Histórico: Documentos

Movimiento Nacional Reformista

Documentos MNR

La FUA convoca a estudiar, trabajar y luchar junto a las mayorías nacionales

Este documento elaborado en el 55° Aniversario de la Reforma Universitaria por el MNR, conjuntamente con Franja Morada como conducción de la FUA en el año 1973, es incorporado a esta recopilación por entender que éste marca un hito muy importante en la lucha por educar a nuestras organizaciones estudiantiles junto a nuestro pueblo, al servicio de la Liberación Nacional. 

En él, se convoca a los estudiantes argentinos a Estudiar, Luchar y Trabajar, asumiendo tareas concretas en los barrios, en las escuelas, en los hospitales, para aportar al logro de la Liberación Nacional y en homenaje a quienes durante los siete años de la Dictadura resistieron y cayeron en la lucha contra la entrega de nuestro patrimonio económico y cultural.

FUA CONVOCA A ESTUDIAR, TRABAJAR Y LUCHAR JUNTO A LAS MAYORÍAS NACIONALES

TRABAJO VOLUNTARIO DE LOS ESTUDIANTES UNIVERSITARIOS POR LA LIBERACIÓN NACIONAL

06 – 1973

El 15 de junio se cumple 55 años de una jornada en que se derramó sangre de estudiantes y obreros, al producirse un levantamiento de la juventud universitaria argentina, que alcanzó vigencia nacional y Latinoamericana, y que tuvo por escenario la misma Córdoba que Santiago Pampillón y el Cordobazo.

En aquella oportunidad, la juventud alzó fundamentalmente tres banderas: a) una concepción popular de la enseñanza, que enfrentó la realidad aristocratizante y dogmática de la Universidad de aquel entonces; b) una solidaridad Obrero – Estudiantil, que entendió la imposibilidad de la existencia de un aula y del desarrollo de la educación cuando se la priva de la savia que da la presencia del pueblo; c) una postura anti imperialista que denuncia la ingerencia permanente de los capitales y de los marines norteamericanos y que denuncia a los grandes aliados de la dependencia en el propio sistema social: la oligarquía y a sus dos guardianes: el clericalismo y el militarismo.

Largos años han pasado desde entonces, y no ha cesado la lucha entre quienes conciben la educación como un atributo de las minorías y como un factor de justificación y mantenimiento de los privilegios y dependencia existentes, y quienes pretenden una educación de masas como instrumento de emancipación.

Por el contrario, antes y después de esa fecha, la lucha se ha librado a veces en forma sorda y a veces en forma estrepitosa no sólo en el ámbito de la enseñanza universitaria, sino en todos los niveles de la educación al ritmo de la lucha permanente entre los sectores del privilegio extranjero y nacional y las grandes mayorías nacionales.

Durante esto últimos siete años, la Dictadura mercenaria se dio a la entrega de nuestro patrimonio y cultural a los monopolios extranjeros, contando para ello con la complicidad de los sectores dirigentes de la Sociedad Rural Argentina, de la Unión Industrial Argentina, de ACIEL, de la Bolsa de Comercio y de los tecnócratas del frondo – frigerismo.

Si mayor no fue la entrega, si mayor no fue el ataque a la educación popular, a la escuela pública, a los docentes, a la Universidad Nacional, esto fue con la heroica Resistencia Nacional que desarrolló nuestro pueblo, pese a la represión sobre él desatada.

Hoy, a la luz del magnífico ejemplo brindado por las mayorías nacionales, sobre todo de la juventud trabajadora y estudiantil en la Resistencia Nacional a la Dictadura mercenaria que culminó con su derrota y con el triunfo popular el 11 de marzo. Es necesario extraer una enseñanza: Se dejan de plantear falsas antinomias que hace el juego al imperialismo, a los capitales extranjeros y a la oligarquía. Se deben plantear en forma clara y concreta, los objetivos de las grandes mayorías nacionales en su afán de liberación.

Retomando el camino recorrido por nuestro pueblo hermanado en la Resistencia, hoy debemos afirmar que una de las falsas antinomias que frenaría el desarrollo de las luchas de la juventud universitaria, que imposibilitaría su unidad y que haría el juego al imperialismo y a la oligarquía, porque no tiene vigencia en la Universidad ni en el país, es: Reforma – anti – reforma.

Lo que tiene vigencia en Argentina 1973 es la lucha entre el privilegio extranjero y nacional que pretende perpetuar nuestra dependencia, y las mayorías nacionales que ansían la liberación de Argentina para alcanzar su bienestar y felicidad.

Lo que tiene vigencia en Argentina 1973 es la lucha entre quieren mantener a la Argentina en la condición de colonia y los que quieren liberar a nuestra Patria.

Lo que tiene vigencia en Argentina 1973 es la lucha entre quienes quieren afianzar la dominación económica y cultural y quienes pretenden hacer de la educación una herramienta al servicio del desarrollo de la cultura de las mayorías nacionales y de la liberación de nuestra Patria.

Lo que tiene vigencia en la Universidad Nacional en 1973 es la lucha entre quienes pretenden garantizar la continuidad de la política desarrollada por los representantes de la Dictadura en la Universidad, es decir, quienes pretenden una Universidad de minorías, manejadas por el imperialismo y a su servicio, y quienes resistieron durante estos siete años esta nefasta política anti – nacional y anti – popular, y lucharon anónima y denodadamente por una Universidad de mayorías al servicio de la Liberación Nacional.

Por eso afirmamos que, así como es necesario recuperar para el país lo entregado, nacionalizar los capitales extranjeros y expropiar a la oligarquía, para afianzar la soberanía popular y abrir el camino hacia la liberación nacional, es necesario anular todo lo realizado por la Dictadura en la Universidad.

Es necesario derogar la Ley represiva 17245 (de Universidades Nacionales) y la 7463 (de Universidades Provinciales), suprimir los exámenes y trabas al ingreso, anular los concursos realizados desde 1966 y los antecedentes adquiridos en ese período, anular los compromisos de investigación adquiridos con organismos internacionales y los subsidios a la enseñanza privada, inhabilitar a los funcionarios de la Dictadura para ocupar cargos universitarios, anular las sanciones, expulsiones y sumarios a estudiantes, docentes y no docentes.

Es necesario, finalmente, establecer el funcionamiento en las Universidades Nacionales sobre la base de la autonomía y el gobierno de docentes, no docentes, estudiantes y graduados, el acceso a la cátedra por concurso de oposición y antecedentes (con preeminencia de la primera sobre la segunda), el incremento del presupuesto proveniente del Estado, la plena libertad y no discriminación ideológica, política o religiosa en los claustros, y la legalidad y libre accionar para el Movimiento Estudiantil y demás claustros.

En homenaje a quienes, S. Pampillón, J. J. Cabral, L. N. Blanco, A. R.. Bello, S. Filler, A. Brandazza, V. Villalba y tantos otros mártires cayeron en nuestra Patria en la lucha contra los sirvientes del imperialismo y de la oligarquía, los universitarios argentinos tenemos hoy, la obligación de asumir la responsabilidad política de la hora y de actuar en forma consecuente.

La Federación Universitaria Argentina – firmemente comprometida en la lucha por la emancipación nacional – realiza una convocatoria a todos los sectores universitarios para que, en la Argentina de hoy, mancomunadamente se elabore y se ponga en práctica un plan que ubique a la Universidad al servicio de la Liberación Nacional.

La Federación Universitaria Argentina convoca a todos los estudiantes para que, como reconocimiento al anónimo y maravilloso pueblo del cual provenimos, y que con su diario y esforzado trabajo forja el futuro de la Patria y financia la propia Universidad, nos comprometemos a: ESTUDIAR, capacitarnos más en las carreras específicas, conocer más la realidad de nuestro pueblo, adecuar los planes de estudios a sus necesidades para ser mejores profesionales a su servicio y al servicio de la Patria.

LUCHAR, incrementar nuestra organización y nuestra movilización para defender la soberanía popular y apoyar el cumplimiento de las medidas que conduzcan a la efectiva liberación de Argentina.

TRABAJAR, asumir tareas concretas en pos de la Liberación Nacional. Liberar y poner a prueba la capacidad creadora y realizadora de la juventud universitaria argentina. Demostrar que la juventud templada en la lucha y en la resistencia a la Dictadura vuelca hoy todos sus esfuerzos y sacrificios a aportar al logro de la Liberación frente a la destrucción, frente a la entrega, frente a la venalidad y a la corrupción practicada en forma permanente por la Dictadura, la juventud debe levantarse junto a su pueblo, como ejemplo de trabajo, de  construcción y de sacrificio.

Limpiemos las aulas existentes y construyamos más aulas, campos de deportes, comedores y viviendas para miles de estudiantes de la futura Universidad de masa.

Pintemos los hospitales y construyamos salas para niños y ancianos en ellos.

Organicemos la colaboración en la atención Médica, Odontológica, Farmacéutica, Bioquímica, de Enfermería en los Dispensarios barriales, colaboremos en las campañas de vacunación y en las campañas de prevención de la diarrea infantil.

Vayamos a los barrios de nuestras ciudades y a las poblaciones del interior a construir aulas y escuelas. Luchemos contra el analfabetismo colaborando y organizando campañas de alfabetización.

Orientemos nuestro trabajo a los barrios y ayudemos allí a levantar viviendas, a limpiar las zanjas y a instalar el agua corriente.

Rendimos homenaje con esto a quienes, en 1918, plantearon una cultura popular, la unidad obrero – estudiantil y la lucha contra el imperialismo.

Esta es la convocatoria que realiza la FUA el 15 de junio de 1973 a todos los estudiantes universitarios argentinos para aportar, con nuestro estudio, nuestra lucha y nuestro trabajo, junto a las mayorías nacionales, a transitar el sendero de la Liberación Nacional.

El 15 de junio de 1973: TRABAJO VOLUNTARIO de los estudiantes universitarios por la LIBERACIÓN NACIONAL

Si a través del estudio del trabajo y de la lucha diaria, logramos que cada  estudiante sea un consecuente defensor del patrimonio    económico y cultural de los argentinos opondremos a los monopolios miles de hombres dispuestos a cerrar el camino de la entrega, dentro y fuera de la Universidad .     

 


Centro dedicado al conocimiento, formación y difusión del Pensamiento Socialista.

Dorrego 717, Rosario.
Te. +54 0341 4474931

Visitantes Online

Hay 96 invitados y ningún miembro en línea

Subscribete

Suscríbete a nuestro canal de noticias, eventos y actividades.

Copyright © 2019 Fundación ESTÉVEZ BOERO.

Buscar

+54 341 4474931 Dorrego 717, Rosario, Arg.